Salud del cuerpo

 

 

¿CÓMO COMENZAR CON EL AYUNO INTERMITENTE? 2 / 4

2020-09-05 Por: Autorización de Fundación Vivo Sano 21

¿Cuántas horas se debe ayunar?

 

Existen varias modalidades. Por ejemplo 14/10: 14 horas de ayuno y comer en una ventana de 10 horas, 16/8: 16 horas de ayuno y comer en una ventana de 8 horas y así sucesivamente 18/6, 20/4 y finalmente está One Meal a Day. Como su nombre lo indica, se ingieren alimentos solo una vez a día. Esto sería 22/2: ayunar 22 horas y comer en una ventana de 2 horas. Independientemente de todas las opciones que haya, dependerá de cada individuo la adecuada para él.

 

Cuando tenemos períodos prolongados sin comer, una serie de cambios a nivel metabólico empiezan a suceder. Estos cambios son supremamente beneficiosos. Ayunando 16 horas y alimentándote en una ventana de 8 horas, puedes empezar a acceder a esos beneficios. Pero hay que empezar por el principio.

 

1. Analiza tu alimentación en este momento.

 

Es importante que sepas que, si tu alimentación está cargada de ultra procesados, azúcar, aceites refinados y otros ‘‘alimentos’’ proinflamatorios y dañinos, debes empezar por cambiar esos hábitos. De lo contrario, lo único que vas a experimentar es hambre, ansiedad, corres el riesgo de no cumplir con tus requerimientos nutricionales diarios y en el tiempo esto podría acarrear deficiencias nutricionales.

 

Por eso, cambiar tu alimentación es fundamental. Empieza a sanar tu metabolismo con la alimentación. Cámbiate a alimentos naturales. Deja el azúcar y los endulzantes artificiales, los procesados y come comida real. Recuerda: somos lo que comemos.

 

2. Controla la insulina.

 

Si bien el control de la insulina es uno de los beneficios que trae el ayuno (gracias a los períodos prolongados sin comer), tú debes procurar no sobre estimularla comiendo todo el tiempo y además, comiendo lo que más la estimula. Debes procurar tener una alimentación baja en carbohidratos y cuando los consumas, escógelos bien. Que sean naturales y sin procesar. En este caso, los vegetales son la mejor opción.

 

Los carbohidratos refinados, azúcares y edulcorantes artificiales no deberían ser parte de lo que comes a diario. No solo porque te causan picos de insulina, sino porque causan además inflamación en tu cuerpo, afectan tu microbiota intestinal, hacen que se libere cortisol (la hormona del estrés), te generan ansiedad, no te sacian, ni te alimentan.

 

El número de comidas que tienes cada día, es algo a lo que también debes prestarle atención. Y es que cada vez que comes, tu insulina se eleva. Especialmente cuando comes glucosa (lo encuentras en altas cantidades en dulces, galletas, cereales, pan, arroz, frutas dulces, jugos, sodas, etc.). Lo que menos la estimulará será primero la grasa y luego la proteína. Entre más comas durante el día, más estimularás tu insulina y más querrás comer.

 

Autora: Mariana Marín, creadora de Tu Dieta es la Clave y una de sus escritoras. Apasionada por la ciencia, la salud, la alimentación y el ejercicio. Busca enseñar y concientizar a las personas acerca cómo nuestros hábitos y nuestro entorno influencian nuestra salud y cómo desde la alimentación, podemos transformarla.

 

www.vivosano.org/como-comenzar-con-el-ayuno-intermitente/




Autor
Autorización de Fundación Vivo Sano

Más información del autor

ÚNETE A LA COMUNIDAD MANAPDC

¿Tienes alguna pregunta para nosotros?
Te queremos escuchar. Estás en familia.

ESCRIBENOS