Matrimonios

 

 

LA COMPATIBILIDAD

2018-02-07 Por: Pr. Juan Estrada 20

La compatibilidad en el matrimonio muchas veces parece un mito, ya que se piensa o se cree que el matrimonio debería ser un lugar donde la armonía, la paciencia, la bondad, la simpatía, la cortesía y el amor están presentes todos los días de la vida matrimonial; se cree que llegará a ser un lugar perfecto, donde los gritos, los insultos, los problemas, y otras malas acciones no tienen cabida.

Muchas parejas mientras son novios creen que su compatibilidad es perfecta y que su relación y su matrimonio serán siempre así. Pero después de pronunciar sus votos sagrados ante Dios y sus familiares, se encuentran una incompatibilidad en los roles del hogar.

Muchas veces se desconocen los hábitos ocultos de tu pareja cuando son novios, y después de casados empiezan a salir y se extrañan por no saber que existían este tipo de prácticas en tu pareja.

Como consejo para los jóvenes que tienen planes de casarse, deberían abrir su corazón a su pareja y contarle abiertamente todos sus hábitos, ya sean bueno o malos, debe haber sinceridad y respecto por lo que se escucha; ambos deberían pensar en cómo mejorar los puntos negativos y luchar contra sí mismo para cambiarlos y mejorar, sin olvidar presentarlos delante del Señor en oración, para que Él les ayude a mejorar en los puntos que les pueden afectar.

Si se conocen estos puntos, ambos pueden esforzarse para mejorar, y crear entre ambos el reto de mejorar como personas y como pareja.

Y para los que ya estamos casados, y que nos hemos dado cuenta de que hay puntos incompatibles con nuestra pareja, podemos empezar una charla, abrir nuestro corazón por completo a nuestra pareja y dejarle ver lo que realmente somos y de esa manera, pensar en cómo mejorar esos puntos negativos que dañan nuestra incompatibilidad.

Es bueno empezar con morir al yo, y dejar que Cristo empiece a moldear nuestra vida, pongamos en oración todas aquellas cosas negativas que tenemos, y que con su ayuda empecemos a mejorar nuestra actitud como personas para mantener una mejor compatibilidad en nuestro matrimonio.

No permitamos que la incompatibilidad dañe nuestra relación, ante todo siempre hay soluciones, y estas empiezan cuando realmente se quiere cambiar, mejorar por querer hacer feliz a nuestra pareja y dejarle ver que con estas acciones de cambio le podemos demostrar cuanto amor tenemos por ella/él.

El consejo bíblico lo encontramos en: “Maridos, amad a vuestras mujeres, así como Cristo amó a la iglesia, y se entregó a sí mismo por ella” (Efesios 5: 25) “Y todo lo que hagáis, hacedlo de corazón, como para el Señor y no para los hombres” (Colosenses 3: 23).  Todo cuanto hagas por tu esposa hazlo pensando que lo haces para el Señor, pues haciendo esto edificamos nuestro carácter para honrar a Dios.

La disposición de crear una mejor compatibilidad con tu esposa/o, debe comenzar con el deseo de cambiar por amor. Porque el verdadero amor está fundado en Dios que es amor.




ÚNETE A LA COMUNIDAD MANAPDC

¿Tienes alguna pregunta para nosotros?
Te queremos escuchar. Estás en familia.

ESCRIBENOS