Jovenes

 

 

JÓVENES TRIUNFADORES 3

2018-06-28 Por: Pr. Efraín A. Sánchez (1943-2015) 16

EL ENGAÑO DE LA DROGADICCIÓN

 

“No os engañéis; Dios no puede ser burlado, pues todo lo que el hombre sembrare, eso también segará, porque el que siembra para su carne, de la carne segará corrupción; mas el que siembra para el Espíritu, del Espíritu segará vida eterna”. (Gálatas 6: 7-8)

 

Jóvenes y amigos, el camino de las drogas es un camino lleno de mentiras. Hay mentiras desde el comienzo y hasta el fin. Absolutamente todo es engaño. La primera mentira es la que sale de la boca de los vendedores de drogas, dicen ellos: “Todo depende del tipo de droga, lo que yo te ofrezco no es dañina”.

 

Bajo el engaño de que hay drogas inofensivas es que el 96% de las personas se inician en el consumo de sustancias toxicas. Los vendedores siempre recomiendan la más inofensiva, la marihuana. Ellos alegan que la marihuana sólo se limita a dar placer, a relajar, a recrearse y sobreponerse a las tenciones de la vida diaria.

 

De que la marihuana es inofensiva sólo lo aceptan los ignorantes en la materia. Hace poco se celebró en la ciudad de Reims en Francia, el congreso internacional sobre el tratamiento para adictos a las drogas. En esta ocasión 41 científicos y especialistas en drogadicción de 13 países le demostraron al mundo que la popular y aparentemente inofensiva marihuana, no es tan inofensiva como se esperaba.

 

Dijeron los especialistas que la marihuana es altamente peligrosa. La farmacología clasifica la marihuana como un alucinógeno y tiene un componente muy activo que es el TETRAHIDRO CANNABINOL. Esta sustancia en muy pequeñas dosis es capaz de producir estados anormales de euforia y relajación artificial.

 

Si bien es cierto que la marihuana no produce una adicción física; si es capaz de crear una severa psicodependencia; donde el individuo no es capaz de actuar por sí mismo y tomar sus propias decisiones a menos que en su organismo esté presente, aunque sea una ínfima parte del tetrahidrocannabinol.

 

Por otra parte, cuando el uso de la marihuana es por un largo tiempo, produce bronquitis crónica, conjuntivitis aguda y lo que es peor; puede producir daños irreversibles en la estructura genética suficiente para crear defectos congénitos en la familia del individuo.

 

En la mujer, dicen los especialistas del congreso de Reims que el uso de la marihuana puede producir efectos uterinos; elevando la frecuencia de partos prematuros. Según las investigaciones realizadas por el doctor Tuchman Duplesis de la Universidad de Paris, la marihuana tiene sustancias tóxicas capaces de destruir el feto en el vientre materno.

 

También en el congreso médico de Reims, los científicos comprobaron que los componentes psicoactivos de la marihuana son capaces de alterar y obstaculizar el normal funcionamiento del ADN; o sea el compuesto bioquímico que transmite el código genético.

 

Mi querido joven, no permitas que los parásitos vendedores de droga te sigan engañando con eso de que la marihuana no perjudica a nadie. El uso de esta droga es algo serio y altamente peligroso. No es cuestión de estar curioseando y mucho menos probando. La Biblia dice que el joven sabio y triunfador, mira el peligro y se aleja inmediatamente.

 

Si la marihuana es lo más simple e inofensivo que hay entre las drogas y miren todo este enorme mal que causa al organismo; imagínense cuan devastador será el efecto de las llamadas drogas de cuidado como: La heroína, la cocaína, el hachís, el crack, la metadona, las anfetaminas, el éxtasis, el LSD etcétera…

 

Se sabe que toda clase de droga a largo o corto alcance son capaces de producir un sin número de dolencias orgánicas y psíquicas. Pueden ser daños graves como la demencia, incoordinación psicomotriz, parálisis total, locura, estados depresivos crónicos, convulsiones, delirios permanentes, tendencias suicidas, infarto, asfixias, angustias y muerte prematura. Lo mejor hubiera sido nunca haber probado la primera dosis regalada.


Continuará…


Del Folleto: "Jóvenes triunfadores" Autor: Pastor Efraín A. Sánchez 




ÚNETE A LA COMUNIDAD MANAPDC

¿Tienes alguna pregunta para nosotros?
Te queremos escuchar. Estás en familia.

ESCRIBENOS