Familia

 

 

LA FAMILIA Y LA FE 2

2021-03-09 Por: Pr. Juan Estrada 34

Dentro de la familia, se debe entender de forma clara el papel de Dios en la vida personal, la naturaleza y su papel como Salvador a través de su Hijo Jesucristo. Hemos visto que Dios tiene una personalidad clara que lo identifican con la característica única de ser un Padre.

Hoy vamos a revelar qué según las escrituras Dios es un Ser Espiritual, ¿Qué características bíblicas encontramos para ver a Dios como un Ser Espiritual?

Debemos entender que las escrituras no limitan a Dios con características solo humanas a través de su personalidad, ellas lo identifican como un ser espiritual, Juan escribió: “Dios es espíritu…” (Juan 4: 24).  en otras palabras, Dios existe en un espacio totalmente distinto al nuestro, mientras nosotros somos carnales Él es un Ser espiritual.

·       Su naturaleza es superior.

“Porque en ti está la fuente de la vida…” (Salmo 36: 9). 

·       Poseedor de vida infinita.

“Porque, así como el Padre tiene vida en sí mismo, así también ha concedido al Hijo el tener vida en sí mismo” (Juan 5: 26). 

·       Vivifica la materia.

“…Soplo en la nariz hálito de vida…” (Génesis 2: 7). 

·       Dios es espíritu puro.  

“Dios es espíritu…” (Juan 4: 24).  

La naturaleza espiritual de Dios le hace ser distinto a la humanidad, esta característica es una de las bases que le hace ser especial.

Como familia es necesario que todos entendamos las características de Dios para poder tener una fe fundamentada y segura.

La personalidad y lo espiritual hacen a Dios un ser distinto a la humanidad. Otra característica para definir quién es Dios, es que solo Él es fuente de vida. Él es el único ser no creado, pues Él tiene existencia propia y en sí mismo. “…el Padre tiene vida en sí mismo…” (Juan 5: 26). Él ha existido desde la eternidad y por la eternidad.

Todo otro ser existente en el universo deriva de su existencia, pues Él es la fuente de la vida, ya lo declaro Job cuando dijo: “El espíritu de Dios me ha creado, me infunde vida el hálito del Todopoderoso” (Job 33: 4).

Continuará…




ÚNETE A LA COMUNIDAD MANAPDC

¿Tienes alguna pregunta para nosotros?
Te queremos escuchar. Estás en familia.

ESCRIBENOS