Devocionales

 

 

SATISFACCIÓN PLENA

2020-09-14 Por: Pr. Juan Estrada 32

Yo soy el pan de vida —declaró Jesús—. El que a mí viene nunca pasará hambre, y el que en mí cree nunca más volverá a tener sed” (Juan 6: 35 NVI).

Una de las promesas más grandes de Dios, es que Él es quien nos sustenta, quien nos bendice y nos da lo que necesitamos para vivir en esta tierra, siempre nos da lo necesario y en muchas ocasiones más de lo que pedimos. Muchas veces las bendiciones de Dios están medidas o limitadas por nuestra incredulidad o por la poca fe que expresamos al pedirle algo. Conforme a la medida de fe las bendiciones son mejores.

Encontramos un principio fundamental en el versículo de hoy, ese principio está en creer en Jesús, Él declaró que es el pan de vida, es el alimento que te garantiza la vida eterna, y que puedes ser alimentado con el alimento espiritual que necesitas cada día, esto se llama relación con Él.

La promesa que le hizo a la mujer samaritana se basa, en beber del agua que da vida, porque solo Él nos satisface nuestra necesidad espiritual. La decisión más importante en tu vida, está en venir a Jesús, puedes tener la oportunidad de saciarte para la vida eterna.

Que tu oración este día sea: Querido Dios, ayúdame a creer más en ti, que mi vida sea saciada con tu palabra y pueda encontrar y hacer mía la esperanza de  la vida eterna, en el nombre de Jesús, Amén.




ÚNETE A LA COMUNIDAD MANAPDC

¿Tienes alguna pregunta para nosotros?
Te queremos escuchar. Estás en familia.

ESCRIBENOS