Devocionales

 

 

¿QUÉ ESTAS SEMBRANDO EN TU MENTE?

2020-08-11 Por: Martha García 30

“De más estima es el buen nombre que muchas riquezas, y la buena fama mas que la plata y el oro” (Proverbios 22: 1)

La mente es la parte más solemne y más sagrada de nuestro ser. En la mente está la conciencia, lugar santo donde desciende el Espíritu Santo para llevarnos al arrepentimiento y la santidad, la mente es como un extenso y fértil terreno donde podemos sembrar árboles de buenos frutos y flores de exquisita fragancia. Por otra parte, podemos sembrar hierbas y malezas venenosas que dañan, enferman y matan a muchos. La mente está sujeta a la seria e invariable ley de la siembra y la cosecha, todo lo que sembramos lo cosechamos.

Desde muy temprana edad estamos sembrando hábitos y actitudes que nos definirán como vencedores o perdedores. Hay que desarrollar la obediencia, el respeto, la responsabilidad, el aseo, la sinceridad, la honestidad, el agradecimiento, la integridad y el dominio propio. Por otra parte, hay que luchar y con la ayuda divina vencer el egoísmo, la codicia, la autocompasión, la melancolía, el pesimismo, la flojera, la prepotencia, la envidia y todo rasgo de carácter negativo. En el desarrollo del carácter, la selección de amistades, la lectura y las cosas que vemos y oímos juegan un papel fundamental; el Señor mismo nos sigue aconsejando en su Palabra y nos dice: “No te hagas amigo de gente violenta, ni te juntes con los iracundos, no sea que aprendas sus malas costumbres y tu mismo caigas en la trampa” (Proverbios 22: 24-25 NVI)

Que el día de hoy tu oración sea: Gracias Señor por tu Palabra, porque en ella encontramos una guía para dirigirnos por la vida con sabiduría, ayúdanos a tomar las mejores decisiones para llegar a la vida eterna junto con nuestros seres amados. Y también compartir con otros el gran amor que tienes por tus hijos. Gracias en el nombre de Jesús, Amén

Dios los bendiga

Extraído del folleto: “Verdades Bíblicas que Llevan a la Reflexión” Autor:  Pr. Efraín A. Sánchez.




ÚNETE A LA COMUNIDAD MANAPDC

¿Tienes alguna pregunta para nosotros?
Te queremos escuchar. Estás en familia.

ESCRIBENOS