Devocionales

 

 

AÚN HAY ESPERANZA

2020-07-23 Por: Pr. Juan Estrada 21

“Hay seis cosas que el Señor aborrece, y siete que le son detestables: los ojos que se enaltecen, la lengua que miente, las manos que derraman sangre inocente, el corazón que hace planes perversos, los pies que corren a hacer lo malo, el falso testigo que esparce mentiras, y el que siembra discordia entre hermanos” (Proverbios 6: 16-19 NVI).

Las palabras de este texto engloban a una persona que se ha alejado de Dios por completo. Es a quien el enemigo ha dominado y vive según su voluntad.

Hay que tener en cuenta que Dios aborrece y detesta estas acciones y no a la persona que las practica, estos son dos conceptos diferentes. Porque a pesar que Dios aborrece al pecado, el ama al pecador, tanto así que dio su vida por amor a la humanidad pecadora. Toda persona que comete estas acciones, vive en pecado y las consecuencias pueden ser fatales para su futuro, pues esto le causará la muerte eterna; a menos que, decida que su vida tiene que cambiar y empiece con recapacitar sobre sus acciones y acepte a Jesucristo como su Salvador personal.

No podemos imaginar el trabajo que hace el Espíritu Santo en el corazón de estas personas, y no sólo en ellas, sino también en nosotros, su trabajo es hacernos ver el pecado en que vivimos y recapacitemos para que podamos buscar la justicia y la verdad, y sobre todo encontrarnos con nuestro Salvador.

Que tu oración este día sea: Querido Señor, el pecado acecha a mi puerta cada día, yo no quiero vivir en pecado, al contrario, quiero vivir para ti, líbrame de la maldad y ayúdame a ser salvo, te lo pido en el nombre de Jesús, Amén.




ÚNETE A LA COMUNIDAD MANAPDC

¿Tienes alguna pregunta para nosotros?
Te queremos escuchar. Estás en familia.

ESCRIBENOS