Devocionales

 

 

EMPEZANDO EL CAMINO

2019-10-31 Por: Pr. Juan Estrada 14

“Porque somos sepultados juntamente con él para muerte por el bautismo, a fin de que como Cristo resucitó de los muertos por la gloria del Padre, así también nosotros andemos en vida nueva” (Romanos 6: 4).

Una de las decisiones más grande que una persona puede tomar en su vida, es decidir aceptar a Jesucristo como su Salvador personal. No existe otro medio por el cual el hombre pueda ser salvo y eximirse del castigo por los pecados. Solo Jesús es el único medio para alcanzar la vida eterna que ofrece el Señor.

La única expresión de aceptación es el bautismo. El bautismo consiste en sumergir en el agua completamente a una persona; esta acción se hace en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. La acción del bautismo es una forma pública de aceptar a Jesucristo como nuestro Salvador personal. Al emerger del agua estamos siendo resucitados y al igual que Jesús, hemos vencido la segunda muerte y hemos dado el paso hacia la salvación y la vida eterna.

La vida apenas empieza, hay que andar el camino de la salvación la cual apenas ha comenzado con la confesión de nuestros pecados y la necesidad de un Salvador, tenemos que pasar por el proceso de la santificación hasta llegar a la perfección la cual sucederá cuando “esto corruptible se vista de incorrupción, y esto mortal se vista de inmortalidad” (1 corintios 15: 53). ¿Estoy andando el camino hacia la vida?

Que tu oración este día sea: Querido Señor, confieso que soy pecador, y hoy entrego mi vida nuevamente en tus manos, guíame por el camino correcto que lleva a la vida eterna, te lo pido en el nombre de Jesús, Amén.




ÚNETE A LA COMUNIDAD MANAPDC

¿Tienes alguna pregunta para nosotros?
Te queremos escuchar. Estás en familia.

ESCRIBENOS